República Dominicana

Disponibilidad de energías renovables

Históricamente, la matriz energética de la República Dominicana ha estado compuesta por plantas de generación térmicas e hidroeléctricas. La primera instalación a gran escala de una central renovable no convencional fue la primera fase del Parque Eólico Los Cocos con 25 MW en conjunto con el Parque Eólico Quilvio Cabrera de 8,25 MW, inaugurados en el 2011. Desde entonces, las energías renovables no convencionales han presentado un crecimiento exponencial hasta llegar a una capacidad instalada de 370,3 MW de tecnología eólica, 405.48 MW de tecnología solar fotovoltaica y 30 MW de biomasa a octubre 2022. Esta tendencia continua puesto que, a octubre 2022 hay plantas por 66 MW eólicos y 441.16 MW solares fotovoltaicos en construcción. Adicionalmente, mediante el programa de medición neta se cuenta a octubre 2022 con 287.98 MW de generación solar fotovoltaica distribuida.

Marco regulatorio para energías renovables

En 2007 se decretó la Ley No. 57-07 Sobre el Incentivo al Desarrollo de Fuentes Renovables de Energía y sus Regímenes Especiales, donde se hace una exención tributaria al importe de equipos y accesorios para la producción de energía a partir de fuentes renovables.

En 2012 se crea el Reglamento Interconexión Generación Distribuida y el Reglamento Medición neta, con los que se establecen los requisitos para sistemas de generación interconectados a las redes de distribución y para acceder al programa de medición neta respectivamente.

En su actualización del 2020 de la NDC, entre las medidas de mitigación del sector energético dominicano define para el año 2030 la instalación de 479 MWp solar, 477 MW eólicos y 93 MWp de generación de energía a pequeña escala de biomasa y residuos. Por otro lado, la Comisión Nacional de Energía, en su borrador del Plan Energético Nacional publicado en el 2021 prevé en su escenario más ambicioso la entrada de 1.458 MW de generación solar fotovoltaica y 530 de tecnología eólica al año 2030.

Planes / Hoja de ruta / Estrategias de Hidrógeno verde

El país no tiene una hoja de ruta para el desarrollo del hidrógeno verde. En febrero del año 2021, se firmó en la República Dominicana el Pacto Eléctrico para la Reforma del Sector Eléctrico Dominicano, donde entre los compromisos asumidos está la elaboración de estudios para evaluar el uso del hidrógeno en la matriz de generación eléctrico. En febrero de 2022, en el marco de la 5º reunión ministerial de la Alianza de Energía y Clima de las Américas (ECPA), la República Dominicana, junto a otros 6 países del SICA reiteró su interés de incorporar el hidrógeno verde en las políticas regionales.

En mayo de 2022, el Proyecto Transición Energética implementado en República Dominicana por GIZ en colaboración con el Programa 4e de GIZ Chile publicó el estudio “Análisis Prospectivo de Hidrógeno Verde en la República Dominicana” (disponible aquí) que evalúa la situación actual internacional y el potencial local considerando sus posibles aplicaciones en el país. Posterior a este estudio, ha surgido interés por las autoridades en el tema y se está llevando a cabo una iniciativa de parte del Proyecto Transición Energética para apoyar en la elaboración de una hoja de ruta del hidrógeno para el Ministerio de Energía y Minas.

Marco regulatorio para Hidrógeno verde

El país no tiene un marco regulatorio definido para la producción de hidrógeno verde, sin embargo, este figura en leyes que otorgan incentivos para promover las energías. En la ley No. 57-07 Sobre el Incentivo al Desarrollo de Fuentes Renovables de Energía y sus Regímenes Especiales se aplican incentivos para los equipos de producción de hidrógeno para plantas de energías renovable, pero solo para proyectos de power-to-hydrogen-to-power para el sistema eléctrico interconectado.

Entre estas, la ley No. 57-07 sobre Incentivos al Desarrollo de Fuentes Renovables de Energía y de Sus Regímenes Especiales, donde se otorga exoneración aduanera a equipos destinados a la generación de hidrógeno verde. Asimismo, en la ley 103-13 sobre incentivos a la importación de vehículos de energía no convencional, se otorga una exoneración tributaria de hasta el 50 % a aquellos vehículos cuya fuente de energía primaria para propulsarse sea hidrógeno; sin embargo, no especifica la tecnología de estos vehículos que utilizarían hidrógeno.

Hasta la fecha no existe marco regulatorio claro y específico para el hidrógeno en la República Dominicana y las normas de seguridad lo abordan indirectamente al entrar en la categoría de sustancia peligrosa por su característica de inflamabilidad.

Primeras 10 t de Hidrógeno verde producidos

El país no cuenta con producción a gran escala de hidrógeno verde.

Punto focal

Responsable Local
Walmy Fernández
walmy.fernandez@giz.de

Noticias

Archivos relacionados

Menú